lunes, 24 de junio de 2013

CARPACCIO DE CHAMPIÑONES CON PARMESANO

Preparando una recetita que esta riquísima para hacer en verano, este plato es uno de mis preferidos sobre todo en épocas estivales, ya que es fácil de hacer, no complica la vida, y además es fresquito.
 
En alguna ocasión lo preparo como primer plato y lo acompañamos de algo mas contundente, ya que si no a la media hora mi estomago esta pidiendo algo de comer, ya que el champiñón al ser un alimento con un alto contenido en agua (90% aproximadamente), y adecuado para dietas bajas en calorías, así como dietas depurativas.
 

Beneficios de los champiñones

La vitamina B5 o ácido pantoténico, que se encuentra de forma abundante en los champiñones hace que este alimento sea útil para combatir el estrés y las migrañas. El contenido de vitamina B5 de este alimento también hace de este un alimento recomendable para minimizar el exceso de colesterol.
 
Aporta muy pocas grasas y las que posee, como ácido linoleico, son muy saludables. Es muy rico en fibra y en proteínas. Posee vitamina A, C, D, y vitaminas del grupo B, como B1, B2, B3 y B5. Además tiene un alto contenido en minerales como cobre, iodin, manganeso, zinc, destacando su alto contenido en fósforo, magnesio, potasio.
 
Según los expertos un buen anticancerígeno gracias a su riqueza en selenio, un valioso antioxidante. y que ofrece una protección celular al cuerpo humano.
 
Además, los champiñones poseen propiedades estimulantes, fortalecen el sistema de defensas, reemplazan a la carne como fuente de proteínas, adelgazan la sangre,  y son antivíricos.
 
...Esta información esta sacada de diferentes paginas que he visitado y he leído, me gusta informarme sobre las propiedades y beneficios de los alimentos, aunque sin obsesionarme. Y he creído que os puede ser de utilidad.
 
 
Necesitamos:
  • 4-5 Champiñones recién comprados (que estén blanquitos y duros)
  • Parmesano
  • 1/2 limón
  • Un chorrito de aceite de oliva
  • Pimienta molida
  • Sal

 

Preparación:

Limpiamos los champiñones cortando el extremo terroso, retiramos el resto de tierra que puedan tener con una servilleta o pañito limpio, y terminamos de limpiar rápidamente bajo el chorro de agua fría. (No sumergirlos en agua ya que terminan absorbiendo parte del agua y nos quedan blandos y sin sabor). Quitarles humedad con la servilleta.

Cortamos finas lonchas, si tenéis miedo a que el cuchillo se os pueda ir, cortar primero por la mitad y a continuación apoyar la parte cortada en una madera, de esta manera evitáis que el cuchillo se os pueda ir con un movimiento del champiñón.

 
Ir presentando los champiñones en el plato o bandeja donde los vayáis a servir, y según cortáis los champiñones echarles un chorrito de limón por encima para evitar que se oxiden, este chorrito de limón también es para darles un toque acido que combina muy bien en esta ensalada. Sal pimentar y añadir queso parmesano rallado por encima. Terminamos aliñando con el aceite de oliva.
 
Y servir rápidamente.
 
¡¡¡Esa manita robando un champiñón!!! Me tiene enamorada este ladroncillo que se cuela en mi  cocina.

 
Yo recomiendo comprar los champiñones el mismo día que se van a consumir. A la hora de comprarlos observar que estén tersos, blancos o blanquísimos y no tengan manchitas.
 
Si no tenéis mas remedio que comprarlos para utilizar días después, cortarles la parte con la tierra y sin lavar, forrar con varias capas de papel de cocina absorbente, meterlos en un tupper y antes de cerrarlo meter otro par de servilletas para que absorban la humedad que se pueda generar. Cerrar bien y a la nevera.
 
 
 
 
 
 
 

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...